jueves, 21 de marzo de 2013

Día de la poesía



 

I

 

La poesía:

arroyos de agua son

en mi memoria.



2 comentarios:

Hernán Schillagi dijo...

Marisa: ¡bienvenida al mundo del haiku! Son un viaje de ida.

Me gustan este tipo de definiciones poéticas que no defiene mucho. Son como esas teorías que si explican todo destruyen el objeto de estudio.

Un detalle: más allá de que el hepíteto es un recurso de la lírica, ¿los arroyos no siempre son de agua? La métrica pide lo que el sentido rechaza, es cierto. Pero suena muy bien.

Pero no hay que olvidar que los "arroyos de agua" pueden tener los tres estados: correr y cantar por el valle de nuestros recuerdos, congelarse ante la fría indiferencia del olvido o evaporarse ante la cálida nostalgia.

Un abrazo oriental.

Marisa Perez Alonso dijo...

Gracias, poeta!!! Aprendo tanto, tanto con tus intervenciones. Es verdad lo del epíteto, no fue intencional. Pero para mí los pocos hilos de la memoria que tengo funcionando corren y cantan cuando los activa la poesía y el agua es uno de los elementos portadores de la calma, los sentimientos, el silencio. En fin, ya sabemos que no soy poeta, sino que me doy esas licencias de creer que compongo.

Te mando otro cariño oriental.